POSTRE FREAK EN EL MOLINO DE URDANIZ

Preparando un reportaje sobre “Postres Freaks” para el Vanity Fair, me invitaron a comer en el restaurante El Molino de Urdániz a las afueras de Pamplona, cuyo chef David Yarnoz fue uno de los más jóvenes en conseguir una estrella Michelin, quizás gracias a sus postres de cocina molecular. Este chef ha ideado dos locuras extremas como postres, en forma de pastilla de jabón (es una pastilla de jabón con su envoltorio y su olor pero se supone que se come) y sobre todo el “Tarro de lombrices en tierra germinada”.

Desde luego una idea super buena de cara a salir en las revistas, pero un comistrajo incomible hasta para el crítico más tripero. El postre es un tarro de cristal y dentro hay tierra hecha con de migas de brownie, micro germinados de soja, y luego unas lombrices de gelatina de remolacha me parece. Un claro ejemplo del poder de Adría en las nuevas generaciones de cocineros, que ya no saben que freakadas hacer para desmarcarse. La verdad que me hizo gracia por la monumental tomadura de pelo que es, y por intentar provocar en estos grises mundos de la comida. Calificación: Tarro de lombrices: 7,8. David Yarnoz: 7. El Molino de Urdaniz: 7,1

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s